Siri es sexista según la UNESCO, y el resto de asistentes virtuales también pueden serlo.

Siri, Alexa, Google Assistant, Cortana… muchos son los asistentes virtuales con los que contamos hoy en día y todos tienen algo en común, una voz femenina que se comunica con nosotros.

Cortana, el asistente virtual de Windows.

La Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), ha entrado de lleno en este aspecto con ciertas advertencias que no pueden pasar desapercibidos, y es que consideran que estos dispositivos pecan de sexistas. Según un estudio de esta organización, junto con la colaboración del Gobierno de Alemania y la fundación EQUALS Skills, se ha observado que insertar voces femeninas en los asistentes virtuales y voces de guiado puede proporcionar a los usuarios de estos dispositivos una imagen de docilidad y servilismo por parte de estas voces femeninas, lo que se puede trasladar de manera inconsciente hacia este sexo.

Por otro lado, existe otra variedad de estudios, como el de Neuro Insight, aportan evidencias de que la voz femenina es considerada más cordial y se distingue mejor que la masculina sobre ruido ambiente, lo que se traduce en un 90% de satisfacción entre los usuarios, sin tener en cuenta el genero de estos.

La solución que ha propuesto la UNESCO es fácil aunque quizá no muy compartida por el publico, poner un tono de voz que no se pueda relacionar ni con el genero masculino y un femenino, lo que nos llevaría a hablar con una especie del antiguo «Loquendo», algo que seguramente las marcas no estén dispuestas a hacer y cabe recordar que la mayoría de estas marcas permiten el cambio de voz en los ajustes de los dispositivos.

¿Y tu que opinas? ¿Existe sexismo entre los asistentes virtuales?

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *